sábado, mayo 03, 2008

A cuentagotas


Me gusta tu amor a cuentagotas. Preciso. Justo.

Dándome la dosis exacta que me deja en libertad

en el momento apropiado

para protegerme de convertirme en cenicienta.

Me gusta este amor sublime, etéreo, invisible,

que se establece en todas mis fronteras.

Amor próximo, contradictoriamente lejano y presente.

Me gusta que juegues, retozas en mis pensamientos,

traspasas límites, cruzas territorios,

marcas lo que ahora es tu espacio en mi, me habitas suave,

apenas notorio.

Bendita la honra que me das

cuando permites que me siente en tu mente

a coser travesuras que no sabemos si serán posibles.

Bendito el tiempo que me quedo mientras estás,

mientras estoy, con un amor a cuentagotas delicioso y efímero,

pero, como las gotas, cíclico y creciente.

No hay comentarios.: