viernes, febrero 01, 2008

Demasiadamente


Demasiado frío en tu ausencia,

demasiadas ganas si no estás cerca, y cuando llegas,

demasiado vuelo, demasiada esencia,

demasiados tus ojos que se clavan bajo mi frente,

demasiado embrujo cuando inicias el rito de saciar el ayuno,

demasiado húmedas las gotas que llueves cuando me nombras,

demasiado fuerte este latir cuando te escucho sugerente,

demasiado suaves las algas que añoras,

demasiado intensos mis brazos anudando tu cintura.

Demasiado es poco.

Demasiadamente es suficiente.

1 comentario:

pastillagecreativo dijo...

"Demasiado es poco"...y yo que crei que nunca era demasiado...Bellisimo.
Caro