jueves, febrero 21, 2008

Piel de blonda

Se erizan sus poros
pequeños y minuciosos
murmullan al tacto,
responden a ratos
dejando actuar al verbo,
emprendiendo recorridos
que las papilas disfrutan.
Se desprenden los ecos,
cayendo lentos
y con un diminuto susurro,
la acuarela
se diluye en el lienzo,
haciendo de éste,
la blonda que cubre su cuerpo.

No hay comentarios.: